Ismael De La Cruz

Informe de Mercados

En el tema de la crisis de deuda pública, tenemos dos claros protagonistas en estos momentos, aunque en esta película van aflorando nuevos actores (principales y secundarios) en cualquier momento. La pasada semana, los Gobiernos de Irlanda y Portugal se vieron obligados a atajar el problema de sus respectivas deudas públicas mediante medidas de ajuste. El problema se agudizó cuando la prima de riesgo de sus bonos volvía a marcar nuevos máximos históricos. ¿Cuál es la situación actual de estos 2 países? – Irlanda: su sistema bancario continúa bastante débil y su economía por los suelos tras la burbuja inmobiliaria. El diferencial del bono irlandés a 10 años con el bono alemán a 10 años llegó a los 450 puntos y el tipo de interés en el mercado secundario llegó al 6,70%. – Portugal: la prima de riesgo de sus bonos alcanzó el 6,50% lo que obligó a implantar un nuevo ajuste fiscal. Fíjense hasta qué punto el grado de miedo o desconfianza está instalado en los inversores, que Irlanda y Portugal habían reducido el tipo de interés en sus emisiones respectivas en el mercado primario, pero ni aún así se libran. Se está debatiendo la creación de un fondo para ser utilizado por aquellos países que no puedan colocar sus obligaciones. Dicho pago prestado tendría un tipo de interés del 5%. El principal argumento esgrimido por los detractores a crear este fondo es muy sencillo: volvería a cundir el “pánico”, algo que se quiere evitar a toda costa para no volver a hundir a los mercados.

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea