Ismael De La Cruz

Comportamiento histórico 1978-2008 de activos (acciones, oro, materias primas) con la curva invertida

Los inversores siguen sacando dinero de las acciones de las acciones europeas, concretamente el último dato que aporta Merrill Lynch es el de retirada de 4.000 millones (dólares) solo en la semana del 1 de mayo. Es cierto que la renta variable del Viejo Continente se ha quedado rezagada respecto a Wall Street, pero eso no significa que no haya oportunidades. Por ejemplo, a diferencia de USA, donde las grandes compañías (S&P 500) y las de pequeña capitalización (Russell 2000) siguen un ascenso similar, en Europa las pequeñas (Stoxx Small 200) suben más que las grandes (Stoxx 600).

En el primer gráfico pueden ver cómo la renta variable de Europa no ha tenido la misma fortaleza que la de Estados Unidos y Asia.

Gráfico: New York times

En el segundo gráfico se puede apreciar cómo el Russell 2000 y el S&P500 van parejos, mientras que Stoxx Small 200 y Stoxx 600 no tanto.

Gráfico: New York times

La buena noticia es que la desaceleración de la economía de la zona euro puede estar tocando fondo y la actividad económica mostró signos de estabilización en abril. El índice de gerentes de compras se ubicó en 51.5 (sin apenas cambios respecto al 51.6 de marzo), el crecimiento de los pedidos mejoró, la confianza de los inversores aumentó este mes a su nivel más alto desde noviembre. En cambio, la industria manufacturera sigue siendo el punto débil con una lectura por debajo del nivel clave de 50 en los últimos tres meses, ya que las tensiones comerciales afectan a las fábricas alemanas. Por su parte, el crecimiento del PIB del primer trimestre fue más fuerte de lo esperado, y la inflación se aceleró más de lo previsto el mes pasado.

Según las proyecciones del Fondo Monetario Internacional, se espera que la participación de China en el crecimiento del PIB mundial represente el 28 por ciento del total seguido por la India, Estados Unidos, Indonesia y Rusia. Es decir, estos países aportarían más que otros como Alemania, Japón, Reino Unido, Francia, Canadá, España o Italia. A pesar de que la tasa de crecimiento de China se ha desacelerado, el tamaño de su economía y su ritmo de crecimiento significa que seguirá siendo el principal contribuyente al crecimiento del PIB mundial en un gran margen en el corto plazo. India representaría el 13.7 por ciento y USA el 10.5 por ciento. A continuación pueden verlo mejor en el siguiente cuadro.

Gráfico: FMI

Estuve leyendo un artículo interesante de Robeco a través de Jeroen Blokland. Les resumo algunas cuestiones porque está íntimamente relacionado con el devenir de los mercados financieros…

La curva de tipos de interés es uno de los indicadores más fiables, si no el más fiable, para prever una recesión. Aunque las curvas de tipos de interés invertidas indicasen una recesión, no tienen por qué perjudicar demasiado a la rentabilidad del mercado. hay dos curvas muy seguidas por los inversores. Una es la del diferencial entre los bonos del Tesoro a 10 años y 3 meses (que por cierto se invirtió brevemente en marzo), la otra es el diferencial entre los bonos del Tesoro a 10 años y 2 años (ésta no se invirtió en marzo). Esto significa que el interés del bono a 10 años estuvo por debajo del interés del bono a 3 meses, algo no habitual. Sin embargo, este hecho no implica necesariamente que las rentabilidades de los activos vayan a ser negativas, aparte que el tiempo que pasa entre la inversión de la curva y la llegada de la recesión puede ser muy largo.

¿Y por qué es fiable como indicador adelantado de una recesión? Por los antecedentes. En el caso de la curva de tipos de los bonos de 10 y 2 años, avisó con suficiente margen de tiempo de las últimas 5 recesiones en USA. El tiempo medio que pasó entre el primer momento de la inversión de la curva y el comienzo de la recesión fue de 21 meses (el menor tiempo fueron 11 meses con la recesión de 1981 y 34 meses con la de 2001). En lo referente a la curva de tipos de los bonos a 10 años y 3 meses, el tiempo medio es de 19 meses desde la primera señal hasta la llegada de la recesión. Un dato interesante es que en las últimas 5 recesiones, la curva de tipos de bonos a 10 y 2 años se invirtió antes que la de 10 años y 3 meses, por lo que se podría decir que el mejor indicador de los dos sería la curva de tipos de los bonos a 10 años y 2 años, ya que siempre fue capaz de detectar la recesión con mayor prontitud. 

Gráfico: Robeco y Jeroen Blokland

En el cuadro elaborado por Robeco, podemos ver el promedio y la media de la rentabilidad anual de los principales activos, tales como la renta variable estadounidense, la renta variable global, las materias primas, el oro, la deuda pública estadounidense y la deuda privada estadounidense, así como el crecimiento del producto interior bruto estadounidense entre los años 1978 y 2008, momento en el que tuvo lugar la última recesión en USA.

¿Le gusta el blog? Pues suscríbase (es gratuito) y así recibirá cómodamente y en tiempo real en su correo los artículos que se vayan escribiendo. Pinche aquí para suscribirse

A %d blogueros les gusta esto: