Ismael De La Cruz

¿Conviene aceptar una recompra de emisiones bancarias?

Si su entidad bancaria le ofrece recomprar sus emisiones, significa que el banco que está pagando un interés muy alto por sus productos de renta fija (participaciones preferentes, deuda subordinada, bonos titulizados) que colocó hace tiempo entre los inversores, le ofrece recomprar estos títulos, pero claro, siempre ofrecerá menos dinero del que captó con ello.

A los bancos, ahora que los tipos están muy bajos, les resulta más rentable recomprar emisiones antiguas que se emitieron con intereses superiores a los actuales y lo hacen a un precio inferior (entre un 20 % y un 50 %) al precio pagado por el inversor inicialmente.

Los accionistas salen beneficiados, ya que refuerzan el capital del banco y el valor de las acciones.
Además, pagan intereses si la entidad tiene beneficios, en sustitución del dividendo.

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea