Ismael De La Cruz

Apuntes de Wall Street y del dólar

Todos pendientes de Wall Street por la decisión de la FED sobre los tipos de interés. Les comento a continuación una serie de cuestiones al respecto y algunas cosas interesantes del dólar frente al euro.

La curva de rendimiento

Si el rendimiento del Tesoro a más largo plazo (en este caso el rendimiento del Tesoro a 10 años) cae por debajo del rendimiento del Tesoro a más corto plazo (el rendimiento del Tesoro a 2 años), decimos que la curva de rendimiento se ha invertido. Esto es importante porque cada recesión desde el año 1.950 ha ido precedida por una curva de rendimiento invertida.

Washington Post

Más importante aún, desde el punto de vista de la predicción de recesión, hay que decir que cuando la tasa de desempleo cruza el promedio móvil de 12 meses de la tasa de desempleo, actúa como una mejor predicción de recesión. La curva de rendimiento es ciertamente aplastante, pero aún no se ha invertido.

Thomson Reuters y Horan Capital Advisors

Los miembros de la FED tienen el aplanamiento de la curva de rendimiento en mente pero con diferentes formas de verlo. Unos se preocupan por nuevas subidas de tipos de interés y otros ven el proceso como una parte normal de la normalización de la política monetaria a medida que la economía toma impulso. El último en opinar fue el Gobernador de la Reserva Federal, Lael Brainard, quien dijo que la curva de rendimiento puede ser un indicador engañoso debido a los menores rendimientos en los activos a más largo plazo en comparación con los ciclos de ajuste anteriores.

Y es que si nos remontamos a los años 90 podemos ver que la economía puede seguir al alza durante un amplio periodo de tiempo pese al aplanamiento de la curva de rendimiento. En aquella ocasión, la FED subió los tipos de interés 300 puntos básicos durante doce meses y luego los bajó en 75 puntos. La curva de rendimiento promedió 35 puntos desde 1995 hasta 1999. ¿Y qué sucedió? Pues que la economía y las Bolsas (el S&P subió en dicho periodo casi un 140%) subieron como la espuma y el PIB voló.

Subida tipos de interés de la FED y perspectiva del dólar

Las esperadas subidas de tipos de interés por parte de la Reserva Federal origina que los activos denominados en dólares ganen atractivo, ofreciendo unas rentabilidades interesantes si se analizan con el ratio rentabilidad/riego. Esto provoca que los inversores trasladen su dinero desde los países emergentes hacia USA para aprovechar esos rendimientos, de manera que los países que sufren esas salidas de capitales se ven obligados a implementar medidas para amortiguar la depreciación de sus divisas por temor a que sus economías no puedan hacer frente a los costes de endeudamiento. Para resumirlo de manera sencilla, uno de los grandes problemas de estos países son los elevados niveles de deuda pública y privada denominada en dólares. Este tipo de emisiones en dólares se realizan para reducir el pago por intereses, pero cuando el billete verde se aprecia, el peso de la deuda se incrementa poniendo en riesgo su sostenibilidad económica.

A raíz de este planteamiento, los bancos centrales de India e Indonesia fueron de los primeros países emergentes en mover ficha y subieron los tipos de interés.

La hoja de ruta de la FED se mantiene firme de cara a subir las tasas dos o tres veces en lo que resta de año, siendo este mes de junio el primero de esos movimientos. Su planteamiento es que los tipos a corto plazo establecidos por la Fed siguen siendo lo suficientemente bajos como para estimular el crecimiento (dada la inflación actual), por lo que la entidad tiene margen para elevar el precio del dinero hasta cerca del 3,5% nominal.

Bank of America Merrill Lynch piensa que al cierre del segundo trimestre del año podríamos ver al eur/usd sobre 1,15. Por su parte, Goldman Sachs ve a este mercado en 1,15 en los próximos tres meses, en 1,20 en seis meses y en 1,25 en doce meses.

¿Y mi opinión? El 14 de mayo escribí un artículo hablando sobre todo esto y les comenté que no debiera de extrañar a nadie que eur/usd siguiese cayendo a buscar apoyo en la zona de 1,1587, lugar donde seguramente entrase dinero y asistiéramos a un rebote al alza.

Pues bien, el precio cayó un pelín más (a 1,1508) y rebotó al alza de momento a 1,1840. No sólo rebotó al alza donde les comenté por ser un nivel de soporte interesante, sino también porque coincidía con sobreventa, hecho que tiende generalmente a producir unas sinergias bastante fiables.

Las estimaciones del consenso de mercado en Wall Street estiman que a finales de año rondará 1,21 y que el próximo año estará en 1,25.

Desempleo

La tasa de desempleo (3,8%) se encuentra muy baja, dentro de lo que técnicamente se llama pleno empleo (en la década de los 50 incluso llegó a bajar del 3%). La clave es que las vacantes laborales se encuentran en su punto más alto en casi cinco décadas y hay más puestos disponibles que desempleados.

Reciba cómodamente en su correo el Boletín Bursátil diario con contenido exclusivo y la mejor información: qué sucede, cómo afecta a los mercados, cómo aprovecharlo, ideas operativas. Pinche aquí para más información