Ismael De La Cruz

¿Qué podemos esperar de los mercados?

 

¿QUÉ PODEMOS ESPERAR DE LOS MERCADOS?

Aunque todo lo relacionado con las decisiones políticas siempre ha influido en el devenir de los mercados, ahora más que nunca este hecho se hace más patente si cabe.

De las decisiones y acuerdos que salgan de la FED, del BCE, de la UE, de los propios países, dependerá en gran medida la futura evolución de los mercados.

Hay una serie de razones que podrían llevar a pensar que los mercados podrían en breve volver a los recortes tras el impulso experimentado este verano.

Las negativas referencias macroeconómicas provenientes de Estados Unidos, Asia y Europa suponen una rémora para poder seguir manteniendo por mucho más tiempo una senda alcista.

Grecia sigue siendo un quebradero de cabeza. Ha salvado los vencimientos de agosto gracias al BCE y su préstamo de emergencia. Pero en el mes de septiembre la Troika (BCE, UE, FMI) debería proceder a liberar el nuevo tramo de ayuda al país heleno, siempre y cuando Grecia cumpla con los requisitos y exigencias acordados en su momento, hecho que parece difícil a día de hoy. Así pues, este motivo puede volver a instaurar el nerviosismo y la incertidumbre entre los inversores, reflejándose en los mercados bursátiles.

En España, la primera fecha clave será el 6 de septiembre, ya que se emite deuda a largo plazo (este tipo de deuda es la que trae de cabeza a nuestro país). El último vencimiento, el que tendrá lugar en el mes de octubre, será el más difícil para el Tesoro, ya que hablamos de unos 26.350 millones de euros. El Tesoro ha de captar unos 100.000 millones de euros en seis meses, entre otras cosas porque ha de hacer frente a los vencimientos pendientes (unos 63.000 millones de euros) y cubir también el déficit público.

En definitiva, los inversores son conscientes de que estamos en una estructura técnica en los mercados europeos y que no ha variado nada el aspecto macroeconómico. Es decir, no hay ni un solo motivo para que se pueda pensar en un giro o cambio de tendencia. Es por ello que en cuanto surja el menor contratiempo, los inversores comenzarán a hacer caja cerrando sus compras para asegurar las ganancias y recoger los beneficios.{jcomments off}

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea