Ismael De La Cruz

Gestión de Riesgo mediante Variable N-x

Cuando se opera en mercados como futuros o cfds, la gestión del riesgo es fundamental. Nosotros aconsejamos utlizar dicha gestión del riesgo mediante 2 instrumentos: la colocación del stop loss y la utilización de la variable N-x.

– La primera regla que utilizamos es la utilización de stops loss. Tanto en zonas A como en zonas B como en zonas Boomerang, utilizamos el mismo stop, aunque a priori una zona A sea más sólida y fuerte que una zona B. Para equilibrar este hecho usamos la variable N-x.

– La segunda regla es utilizar la variable N-x. Esta variable, que ahora veremos cuándo se utliza de manera exponencial y cuando de manera aritmética, nos permite que mediante la elección del apalancamiento, gestionamos el riesgo según el tipo de zona que sea.

Veamos un ejemplo práctico…. Un trader utiliza futuros o cfds sobre el dax y en las zonas A entra siempre con 4 contratos. Pues bien, en las zonas B y en las zonas Boomerang, al ser a priori menos fuertes y sólidas, entra con una variable N-x de valor 2, es decir, N-2, de manera que en dichas zonas no entra con 4 sino con 2 contratos.

De esta manera, coloca el mismo stop en cualquier tipo de zona pero según la fuerza de la misma varía el apalancamiento, de manera que en zonas A entra con 4 contratos y en el resto de zonas con 2 contratos.

En este ejemplo, la variable N-x es aritmética, ya que mantiene una cierta proporcionalidad. El caracter aritmético solo lo aplicamos si se opera con pocos contratos. Pero si se opera ya con un buen número de contratos, ha de ser exponencial la variable. ¿Por qué? Porque si una persona en zonas A opera con 20 contratos, al entrar en zonas B y aplicar N-2 implica que lo haría con 18 contratos, de manera que el riesgo es casi el mismo.

En este caso, N-x ha de ser exponencial, preferiblemente al cubo (al cuadrado es aún simbólico), de manera que entraría con 12 contratos en vez de con 20.

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea