Ismael De La Cruz

Escenario del mercado alemán, el Dax

Dax

 

El mercado germano, a diferencia del resto de sus homólogos europeos, rompió resistencia hace unas semanas, cosa que en el Viejo Continente llevan intentando una y otra vez sin éxito por el momento.

Las últimas referencias macroeconómicas son las siguientes: el IPC de Alemania mensual sube un 0,8% que era lo esperado. Los precios al por mayor ascienden un,3% superando las previsiones. Las ventas minoristas suben un 2,8%. El índice ZEW de confianza inversora ascendió a 11,2 desde el 4,3 anterior. Los precios de producción se estancan. El PMI manufacturero se sitúa en 51,9 frente al 51 esperado, mientras que el PMI servicios arroja una lectura de 54,6. El IFO descendió a 106,6 desde el 106,7 anterior.

La economía alemana incrementó su ritmo de crecimiento en el inicio de año, ayudada por la economía nacional pese a que el comercio exterior sigue siendo moderado. Aún así, el Bundesbank espera que la economía ralentizará su ritmo de crecimiento tras la fuerza demostrada en el primer trimestre del año y advierte que el consumo privado se vio favorecido por la confianza de los consumidores.

Pero no todo va a seguir siendo de color de rosa. En principio todo apunta a que el segundo trimestre perderá fuelle, entre otras razones debido al empeoramiento de las expectativas empresariales.

d

El futuro Dax mantiene la tónica alcista. Si observan el gráfico pueden ver cómo el precio aún se encuentra dentro del canal principal que es de sesgo bajista que se inició en abril del 2015, aunque desde el pasado mes de febrero del presente año presenta un impulso al alza dentro de un canal acelerado y secundario.

No se observa sobrecompra ni sobreventa. El cruce de las medias exponenciales al alza (en su versión rápida) generó señal de subidas a mediados de marzo y por el momento sigue vigente.

Un patrón by pass de corte bajista está impidiendo que asistamos a más subidas, aunque no deja de ser un mero recorte, no tenemos aún mayores evidencias o signos de que el escenario se haya agotado y se gire a bajista. Para ello tendríamos una primera advertencia perdiendo los 9970 puntos, aunque la clave real sería perder los 9500 puntos. Por tanto, seguir por encima de los 9500 puntos implica fortaleza alcista vigente.

Necesita romper por arriba los 10500 puntos para volver a coger aire y estar en condiciones de atacar el objetivo primero situado en los 10880-10885 puntos.

En Ticks Markets (pinche aquí para ver la presentación) tendrá acceso a análisis y vídeos explicando ideas operativas en diversos mercados (mayoritariamente en acciones, en menor medida en índices y divisas) de cara a poder sacarle provecho.

Suscríbase al blog (es gratis, pinche aquí para más información) y recibirá cada semana un boletín con el escenario de los mercados. Además tendrá acceso a análisis exclusivos para los suscriptores que se publican todos los días en la parte privada del blog.

Foto cortesía de Free Photo Bank

Tags: , , ,

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea