Ismael De La Cruz

Entendiendo la Teoría de las Ondas de Elliott (parte 7)

Extracto de mi libro Instituciones de Análisis Técnico. Vamos a seguir con la Teoría de las Ondas de Elliott y veremos en este artículo el denominado fallo de quinta y algunas especialidades de Elliott.

Fallo de quinta

Si estamos ante un fallo de quinta onda o un fallo de c, éste concepto siempre indica una gran fuerza contra la tendencia y normalmente será posterior a una figura en fallo.

Es un error comenzar un recuento en un mínimo o máximo importante. Generalmente, un mínimo o máximo del mercado no se debe considerar como origen de una figura de Elliott y nunca si es previo a un movimiento violento.

Se podría encontrar un fallo en una corrección de cuarta onda con una quinta extendida. Una onda quinta explosiva puede requerir de un fallo previo que de consistencia al recuento.

Por tanto, un movimiento brusco o un cambio de tendencia importante viene siempre después de una figura en fallo (fallo de quinta, fallo de c, figura terminal) y esto indica que no debemos tomar el origen de un recuento en un máximo o mínimo importante del mercado.

Un fallo de quinta se da cuando la onda quinta es menor que la onda cuarta en precio. Esta situación siempre indica un gran potencial en contra de la tendencia.

Cuando se produce un fallo de quinta onda todo el movimiento será completamente corregido. En el caso de que estemos estimando un fallo de quinta y no se corrige completamente la figura de impulso recuento será incorrecto.

Por ejemplo, el analista técnico tendrá que tener la mosca detrás de la oreja cuando la onda 4 indique debilidad y podría ocurrir si se tratara de un doble zigzag o triple zigzag o si la onda 4 corrigiera más del 61,8% de la onda 3.

También en el caso de terceras ondas extendidas con ondas 1 muy pequeñas en comparación con la 3. Si la onda 4 corrige más de un 38,2% de la onda 3 es muy probable que la onda 5 no alcance el nivel máximo de la onda 3 con lo que tendremos un fallo de quinta con el consiguiente movimiento brusco en sentido contrario.

En el gráfico tenemos un ejemplo de fallo de quinta.

 

Especialidades de la Teoría de las Ondas de Elliott

 – Steven Poser siempre ha manifestado el problema de la falta de objetividad que presenta la Teoría de las Ondas de Elliott. Es por ello que aconseja complementar esta teoría con dos indicadores, concretamente buscar la confirmación de indicadores de momentum en la onda 3 y divergencias en la onda 5. También aporta unas reglas sencillas:

  • La onda 2 no puede romper la parte inferior de la onda 1.
  • La onda 3 no puede ser la más corta de las tres impulsivas, aunque no implica que tenga que ser necesariamente la más larga.
  • La onda 4 no puede solaparse con la terminación de la onda 1 (aunque para Prechter esto sólo es cierto en la renta variable, en los mercados de futuros no tiene por qué cumplirse).

– Existen algunas diferencias a la hora de aplicar la Teoría de las Ondas de Elliott a diversos mercados, ya que no es lo mismo en futuros que en materias primas (commodities) o que en acciones.

  • La onda 3 tiende a extenderse en las acciones.
  • La onda 5 tiende a extenderse en las commodities.
  • La onda 4 sí puede solaparse con la onda 1 en los mercados de futuros y de materias primas, en cambio en el mercado de acciones no.
  • En los mercados de materias primas es posible que una tendencia alcista completa de cinco ondas no llegue a alcanzar un máximo anterior de un mercado alcista.

Ningún mar en calma hace buenos marineros. Deje que le acompañemos en las aguas revueltas de los mercados financieros. Ponemos a su disposición nuestra experiencia y conocimientos. Puede pinchar aquí para ver lo que le ofrecemos y los regalos que puede obtener con las ofertas y packs.

Suscríbase al blog (es gratis) y recibirá cada semana un boletín con el escenario de los mercados, además de un aviso por mail con los artículos publicados en el blog.

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea