Ismael De La Cruz

Entendiendo la Teoría de las Ondas de Elliott (parte 5)

Extracto de mi libro Instituciones de Análisis Técnico. Vamos a seguir con la Teoría de las Ondas de Elliott y veremos en este artículo algunos indicadores y patrones como las cuñas y las ondas correctivas.

– Elliott oscilator: Es un indicador de tendencia aunque específico para la onda 3, por ser la más importante de las cinco ondas, por ser la de mayor momento y por tanto de mayor impulso dentro de la tendencia general.

El indicador se basa en que los movimientos al alza o a la baja de la onda 3 son precedidos por valores altos o bajos del mismo.

El objetivo del oscilador es evitar el carácter subjetivo que tiene la Teoría de las Ondas de Elliott.

En realidad, es una alternativa al indicador MACD combinando una media móvil simple de 5 períodos con una media móvil simple de 34 períodos.

– Indicador ZigZag: fue desarrollado por Arthur Merrill en su libro Filtered Waves-Basic Theory de 1977. Se trata de un indicador de tendencia y suele ser utilizado en los análisis de movimientos de precios de Elliot. Combinándolo con fibonacci resulta más interesante aún.

Su objetivo es la identificación de movimientos significativos en la tendencia de los precios para determinar puntos de inflexión relevantes.

Este indicador suele emplearse para suavizar la tendencia de los precios según la aplicación de las ondas de Elliot para analizar los movimientos del mercado, rechazando aquél cambio de precio que resulte inferior a un porcentaje o a un intervalo de puntos prefijado. A partir de este intervalo de filtro mínimo de variación, se fijan los cambios en el indicador de acuerdo con un porcentaje deseado.

Patrones

Dentro de la Teoría de Elliott podemos analizar una serie de patrones chartistas. Veamos los más interesantes

Cuñas

 Una cuña viene a significar un patrón de impulso, eso sí, con una o dos correcciones.

Su estructura consta de cinco ondas en la dirección de la tendencia principal, advirtiéndose que la onda 4 entra en la zona de la onda 1 solapándola.

Hay dos tipos de cuñas:

– Cuñas finales: se podría decir que viene a ser una especial onda 5 cuando el movimiento precedente ha sido rápido.

Este tipo de cuñas no suele aparecer por regla general en una onda c de un movimiento a-b-c. Es más habitual que aparezcan en la recta final de figuras mayores advirtiendo de la posible finalización del movimiento mayor.

La representación gráfica se traduce en la convergencia entre dos líneas inclinadas que engloban las subondas 1,3,5 subdivididas en formaciones correctivas.

En el gráfico tenemos un ejemplo de cuña, en este caso en plena subida.

– Cuñas iniciales: este tipo de cuñas se caracterizan por su lentitud y por la pérdida de amplitud de la onda 5 respecto de la onda 3.

Ondas correctivas

 Las ondas correctivas suelen ser más difíciles de detectar que las ondas impulsivas, al igual que las ondas correctivas tienen una mayor variedad de formaciones que las ondas impulsivas.

Las ondas correctivas se pueden clasificar en cuatro tipos o categorías:

– Zigzags: 5-3-5 con las variantes simple, doble y triple (Visto anteriormente).

– Planas: 3-3-5 con sus variantes regulares, extendidas y aceleradas (Visto anteriormente).

– Triangulares: 3-3-3-3 con sus variantes ascendentes, descendentes, simétricos e invertidos (Visto anteriormente).

– Dobles y triples treses (estructuras combinadas). Son formaciones correctivas laterales, en realidad una combinación de formaciones correctivas, incluyendo zigzags, formaciones planas y triángulos. Lo habitual es que no presenten más de un zigzag ni más de un triángulo

Ningún mar en calma hace buenos marineros. Deje que le acompañemos en las aguas revueltas de los mercados financieros. Ponemos a su disposición nuestra experiencia y conocimientos. Puede pinchar aquí para ver lo que le ofrecemos y los regalos que puede obtener con las ofertas y packs.

Suscríbase al blog (es gratis) y recibirá cada semana un boletín con el escenario de los mercados, además de un aviso por mail con los artículos publicados en el blog.

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea