Ismael De La Cruz

Problemas con la iniciativa de parar desahucios

PROBLEMAS CON LA INICIATIVA DE PARAR DESAHUCIOS

Es una pena que en nuestro país se legisle a golpe de tragedias. Sí, tienen que pasar siempre sucesos graves para que se acometan reformas normativas nuevas regulaciones legales.

En el caso de los desahucios, un problema y un drama que se venía desarrollando estos últimos años, no era motivo parece ser suficiente para abordar el tema desde las esferas políticas. No, han tenido que suicidarse tres personas en un periodo de tiempo muy corto para que nuestros gobernantes (Gobierno y Oposición) reaccionen y lleguen a un acuerdo.

El dicho de más vale tarde que nunca no me parece que sea muy acertado en este caso, que se lo digan si no a las familias de las víctimas.

La cuestión es que la Asociación Española de Banca (AEB) se compromete a paralizar los desahucios durante un periodo de dos años cuando concurra el requisito de “extrema necesidad”.

Ya tenemos los primeros problemas serios encima de la mesa:

– Extrema necesidad: ¿qué se entiende por extrema necesidad? Es una frase ambigüa, subjetiva. Parece ser que se refiere a personas de elevada edad, a personas con grave enfermedad o minusvalía, a familias numerosas.

¿Donde ponemos los límites? ¿Una familia de 6 miembros está en extrema necesidad y una de 5 miembros no? ¿La edad de 70 años es elevada pero los 68 años no? ¿Acaso una pareja con un solo hijo sin ingresos no están en extrema necesidad porque se quedarían sin casa, sin dinero para comer?

Este concepto va a traer cola, y de la buena. Es como decidir en mitad del hundimiento del Titanic quién se puede subir a un bote salvavida y quién se queda el el barco para ahogarse.

– Retroactividad: este otro tema es igual de grave que el anterior. ¿Qué ocurre con todas aquellas personas, miles y miles, que ya perdieron sus casas por no poder pagar la hipoteca al banco? Pues todo apunta, salvo que el tema dé un giro radical, que no tendrá efecto retroactivo la iniciativa. Es decir, quien perdió su casa seguirá como está, sin casa.

¿Es esto justo? Entiendo que es muy complicado resolver este punto, pero díganles ustedes a las personas que han perdido sus casas la pasada semana que por 2-3 días no tienen casa.

Sí, lo se, es muy fácil hablar, pero sólo poniendo todos los puntos sobre la mesa se puede llegar a buscar una solución satisfactoria para una mayoría, porque es imposible para la totalidad.

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea