Ismael De La Cruz

Cómo utilizar el apalancamiento financiero

 

EL APALANCAMIENTO

Hoy vamos a hablar de un tema crucial a la hora de operar y de invertir si queremos tener éxito en nuestra labor.

Los derivados (futuros, divisas, cfds, etc) han sido denostados y criticados hasta la saciedad por los más puristas, cuando lo que están demostrando es una falta absoluta de conocimiento de los mismos, por no decir también que de los mercados bursátiles.

A nivel profesional, prácticamente todo nuestro trabajo y esfuerzo debiera de centrarse en los derivados, que es donde está el dinero, la liquidez y el margen de maniobra.

¿Entonces por qué esa fama de que los derivados han arruinado a muchos inversores? Yo añadiría que no solo los derivados, ¿o acaso nadie pierde cantidades ingentes de dinero operando con acciones?

Vamos a ver, la clave radica en el apalancamiento, en el buen uso del mismo. Les voy a poner un ejemplo que siempre expongo a mis clientes: un coche no mata a nadie, en cambio hay miles de fallecimientos por causa de los vehículos. Pero realmente el motivo es el mal uso que hace el conductor del coche (correr demasiado, bajo los efectos del alcohol, dormirse al volante, cometer una imprudencia).

Pues bien, con el apalancamiento sucede lo mismo. No es el responsable de las pérdidas, sino que lo es el inversor que no hace un uso correcto de esta valiosa herramienta de inversión, que se apalanca demasiado, más de lo que debiera.

En este artículo les voy a explicar cómo calculo yo el apalancamiento en mi operativa cada día en los mercados. 

Tengan en cuenta que cuando un inversor está dentro de una operación y no tiene la paciencia necesaria para seguir dentro y no cerrarla de manera prematura (cuando no hay motivos técnicos ni macro para ello) es debido, aparte de que sea una persona impaciente, a que seguramente esté con un sobre apalancamiento.

El hecho de estar sobre apalancado implica un estado de ansiedad porque si la operación sale mal la pérdida económica es cuantiosa para nuestro bolsillo. Esta ansiedad se materializa en incomodidad, nerviosismo, irritabilidad, aceleración del latido del corazón, falta de disciplina, impaciencia.

Este hecho es lógico. No es lo mismo un inversor que tiene en su cuenta del broker por ejemplo 10.000 euros estar dentro de una operación en la que cada punto que va a nuestro favor o en nuestra contra sea 10 euros que por ejemplo 50 euros. Si el stop de pérdidas está situado en 20 puntos, significaría que en el primer caso arriesgamos 200 euros y en el segundo caso 1.000 euros.

Como verán, no es lo mismo arriesgar 1.000 euros que 200 euros cuando se dispone de 10.000 euros en la cuenta operativa. De ahí que, siguiendo este mismo ejemplo, sea más complicado que un inversor que esté dentro de una operación pueda aguantarla estando sereno y con la cabeza fría y despejada, asumiendo un riesgo 5 veces mayor de lo que debiera.

Entonces, queda claro que el apalancamiento es clave a la hora de invertir. ¿Cómo se puede calcular el apalancamiento correcto en cada caso y cómo utilizarlo y gestionarlo?

Les voy a explicar cómo lo hago yo cada día en mi operativa:

En primer lugar se trata de saber el porcentaje máximo de pérdida que hemos de arriesgar en cada operación. En mi caso viene a ser un 0,5%-1% más o menos, lo que significa que si me salta un stop y la operación sale negativa, pierdo el 0,5%-1% del capital que tengo en la cuenta del broker.

Veamos un ejemplo:

Imaginen una persona con 10.000 euros en el broker  El stop debería de suponer el 0,5%-1% del capital, es decir, el 0,5%-1% de 10.000 euros, lo que significan 50-100 euros.

Una vez que ya tengo calculado el máximo de dinero que he de arriesgar en la operación, ahora lo que hay que hacer es calcular el apalancamiento:

* Divisas: suelo operar con un stop intradiario de 12-15 puntos. Si pongo un stop de 15 pipos sé que cada punto a favor o en contra deberían de ser unos 6 euros, ya que 15×6 = 90 euros (no sobrepasa el máximo stop marcado de 500-100 euros).

* Futuros: imaginen el futuro Eurostoxx. El stop habitual aquí suele ser unos 8 puntos. El punto a favor o en contra debiera de ser unos 10 euros, ya que 10×8= 80 euros (no pasa de los 50-100 euros). Por tanto, en este futuro se debería de operar con 1 contrato por cada 10.000 euros en la cuenta (ya que 1 contrato son 10 euros el punto).

* Acciones: el tema es igual, solo que hay que ir haciendo el cálculo para caso concreto, ya que no es lo mismo una acción que cotice a 12 euros que otra que cotice a 60 euros, puesto que un 1% de stop en ambas acciones supone un número o cantidad muy diferente de céntimos.

Foto cortesía de Free Photo Bank

Tags:

2 Respuestas to “Cómo utilizar el apalancamiento financiero”

  1. Iván 6 septiembre 2015 a las 13:13 at 13:13 #

    Hola Ismael.

    Dices que sueles poner 12 0 15 pipos en divisas para intradia,pero para swing cuantos
    sueles utilizar.Ya se que los stops no siempre se colocan igual que manda el gráfico pero
    para swing cuantos sueles poner.

    Un saludo y gracias.

    • Ismael De La Cruz 7 septiembre 2015 a las 12:46 at 12:46 #

      Hola Iván

      Para swing no vale un stop estándar o fijo, depende mucho del mercado que sea y sobre todo del análisis técnico. Unas veces puede ser pequeño en divisas (30-40 pipos) y otras grande (más de 50 pipos), ya que es el gráfico en cada situación el que lo irá indicando.

      Saludos

Puede comentar el artículo si lo desea