Ismael De La Cruz

¿Cómo serán los próximos rescates de bancos y los corralitos? ¿Pagarán los ciudadanos?

Regulación rescate de bancos

Regulación rescate de bancos

 

Lo sucedido en Chipre hace meses, el corralito, la quita que se impulso a las personas con más de 100.000 euros en el banco, etc, no ha sido olvidado. Y es por ello que las autoridades de la eurozona quieren aprovechar todo lo aprendido de esa experiencia para regular futuras situaciones que pudiesen surgir en el seno de la zona euro.

Aquello fue un hito que jamás había sucedido. La necesidad de recapitalizar a los bancos más destacados del país para lograr evitar a toda costa la temida quiebra, salpicó a los depositantes en dichas entidades con importes superiores a los 100.000 euros, en un claro intento desesperado por rebajar el coste que supondría el recate.

Las autoridades de la Unión Europea se han puesto manos a la obra en un intento por sacar adelante al menos una regulación de mínimos que logre evitar la improvisación en futuras situaciones análogas que pudiesen surgir, minimizando en la medida de sus posibilidades la exaltación del pánico y de los temores entre los ciudadanos.

Es un primer paso importante esta declaración de intenciones, entre otras cosas porque hasta la fecha los rescates de los bancos con problemas se realizaban con dinero público, con dinero de los ciudadanos

Para ello, para tener unas pautas definidas a la hora de enfrentarse con entidades bancarias insolventes que urgen ser rescatadas, La UE ha decidido que los rescates sean soportados por los accionistas y los acreedores (cómo último ratio, serían también los depositantes con más de 100.000 euros). ¿Qué quiere decir que el rescate sea soportado por este grupo? Pues básicamente que ellos asumirán las quitas que se determinen.

Eso sí, todo ello no significa que no se apliquen, si es necesario, los corralitos, es decir, los controles de capitales para evitar fugar y sobre todo para contener el pánico social. La Unión Europea está barajando que los corralitos duren como mucho 4 semanas, periodo en el cual los ciudadanos solo podrían obtener como máximo 200 euros por día (se habla de que podría ser incluso 100 euros diarios).

Bueno, como les he comentado, es una declaración de principios que pretende sacar adelante una regulación de mínimos para evitar la improvisación. Podrá gustar más o podrá gustar menos, pero es importante dar un primer paso en la dirección correcta.

En principio, será tras el verano cuando la Comisión Europea intente finiquitar todo este tema.

Foto cortesía de Free Photo Bank

Tags: ,

No hay comentarios

Puede comentar el artículo si lo desea