Ismael De La Cruz

Aviso a los viajeros del Banco Santander

Análisis del Banco Santander y su dividendo

Análisis del Banco Santander y su dividendo

 

El Banco Santander venía repartiendo un dividendo de 0,15 euros por acción cada trimestre (esto era así desde el 2009), lo que suponía 0,60 euros por acción en el año. Pero esto se va a terminar, el próximo mes de mayo se entregará el último dividendo de 0,15 euros/acción y el siguiente ya será un 66% menor, pasando a ser 0,05 euros/acción cada trimestre (0,20 euros/acción cada año).

Evidentemente, todo lo que sea recibir menos dinero es negativo, no vamos ahora a andar con eufemismos, pero como todo en la vida, hay que mirar el vaso medio lleno, aunque para la gran mayoría no compense respecto a lo negativo: con esta rebaja, el Banco Santander repartirá uno de los cuatro dividendos del año mediante la fórmula del scrip dividend y los tres restantes en metálico. Además, seguramente esta rebaja tenga un marcado carácter temporal, ya que en unos añitos podríamos ver de nuevo cómo se incrementa el dividendo.

Para poder recibir el último dividendo del Banco Santander antes de su reducción, el requisito es sencillo, tener acciones del Santander antes del 14 de abril. Con este dividendo, el accionista podrá optar entre recibir el pago en acciones, vender en el mercado los derechos, o solicitar el pago en efectivo.

El accionista que quiera recibir el pago en efectivo deberá de indicarlo a la entidad y el último día es el 23 de abril, procediendo a recibir el dinero el 4 de mayo.

La entidad, que en el 2014 logró un beneficio superior en un 39% al del año anterior, sigue consolidándose como uno de los referentes a nivel mundial. Es el segundo banco europeo por valor en Bolsa (únicamente le supera el HSBC) y a nivel mundial ocupa el puesto once. En la Bolsa española, es el primer valor por capitalización bursátil, seguido de Inditex y de Telefónica.

La diversificación geográfica es una de sus principales bazas, no en vano el 44% del beneficio proviene de Latinoamérica. Si nos centramos en países, Reino Unido y Brasil aportan el 19%, España el 14% y Estados Unidos el 10%.

Tags: , ,

6 Respuestas to “Aviso a los viajeros del Banco Santander”

  1. Adrián 10 abril 2015 a las 10:46 at 10:46 #

    Ismael, a mí el dividendo no me parece ningún regalo así que me da igual que me den 0,60 ó 0,20 céntimos. Simplemente me hacen efectivo en cuenta un saldo en acciones que ya es mío. Dicho de otra manera, venden una pequeña parte de mis acciones y me lo ingresan en cuenta… quiera yo o no quiera.
    Lo que quiero es que suba el precio de las acciones y los beneficios del banco. Eso sí me parece relevante.

    Un saludo. Encantado de leerte y seguirte. Abrazos.

    • Ismael De La Cruz 10 abril 2015 a las 11:08 at 11:08 #

      Hola Adrián

      Muchas gracias por tus palabras!!

      Como bien sabes, la regla de oro es no invertir en una acción por el dividendo, sino porque su tendencia sea alcista por técnico o macro. Luego el dividendo sería un extra.

      Saludos

  2. Inma 20 abril 2015 a las 10:03 at 10:03 #

    Buenos días ismael,tengo acciones en el Santander y me gustaría k me aconsejases si lo rescato o espero por q crees q habrá subidas,y preguntarte también sobre euro yen,puesto k tengo la hipoteca en yen y me gustaría q me aconsejarás q hacer,si aguantar o salirme a euro,muchas gracias y felicidades por tu trabajo,un saludo

    • Ismael De La Cruz 20 abril 2015 a las 10:24 at 10:24 #

      Hola Inma

      – Santander: si tu horizonte temporal es medio-largo plazo seguiría dentro, ya que el QE debería de seguir animándole. El dividendo se reduce pero sigue siendo fiel cada trimestre.

      – Euro/Yen: el Banco de Japón compró en su momento activos (renta variable y renta fija), las continuas inyecciones de liquidez están por encima de la base monetaria de Japón, y hemos asistido a una política monetaria muy fuerte sin paliativos ni antecedentes, y que como es lógico tuvo efectos.

      Efectos tales como una fuerte revalorización de la Bolsa nipona, unos tipos de interés que cayeron fuertemente, algunas Letras ofrecen rentabilidades negativas, una divisa como el yen que se deprecia frente al resto de divisas.

      El objetivo o finalidad de las medidas de flexibilización cuantitativa del Banco de Japón eran, y siguen siendo, depreciar el yen para fortalecer las exportaciones y también crear inflación para cerrar una etapa larga de deflación. Es cierto que de momento el IPC lleva casi un año por encima del 2%, ayudado por la fuerte caída del petróleo, pero también tiene mucho que decir la subida del impuesto sobre el consumo. Así pues, se cometería un grave error si creemos que está todo solucionado, nada más lejos de la realidad.

      La cuestión es que el Gobernador del Banco indicó que la economía del país continúa recuperándose gracias a las medidas de estímulo que aplicaron y que éstas se mantendrán hasta que la inflación crezca al 2% de manera sostenible, que es el objetivo que se marcaron.

      De momento el Banco de Japón no tiene pensado implementar más medidas, con lo que es una mala noticia para las hipotecas multidivisa. En mi opinión, un inversor conservador tendría que estar en euros y olvidarse de otras divisas, un inversor agresivo podría esperar todavía en el yen por si en los próximos meses hay novedades del Sr. Kuroda.

      Saludos

Puede comentar el artículo si lo desea